Marvel vs DC, la batalla interminable entre los dos gigantes de los comics ha llegado a Netflix, desde hace un par de años, el líder en plataformas de streaming nos dejó muy en claro su preferencia por la editorial de Stan Lee, sin embargo, todo cambió a raíz de que el monopolio del entretenimiento mejor conocido como Disney adquirió a Marvel y todas sus subsidiarias y por si no fuera poco, también anunció el próximo lanzamiento de su plataforma de streaming Disney+, que según declaraciones de la compañía del ratón, estará disponible a mediados, tal vez finales del 2019, esto pone en jaque a muchas plataformas de conteniendo online, ya que Disney retiraría los permisos de transmisión de todas sus compañías de entretenimiento para ser incluidas en su plataforma (tiene sentido) y adicional a Marvel, Disney también es dueño de Star Wars y todas sus franquicias y mas recientemente de FOX, de tal forma, que el catálogo con el que se presentará Disney +, es más que completo.

Por su parte Netflix no tiene tanto de que preocuparse ya que desde hace algún tiempo la compañía americana ha optado por contenido original (la gran mayoría de calidad) en vez de comprar derechos para incluir series y películas de otras distribuidoras. Pero entonces, ¿Qué pasará con el contenido original de Netflix con licencias de Marvel? Series como Daredevil, Jessica Jones, The Defenders, etc parece que verían el final de sus transmisiones al terminarse sus contratos de derechos, algunas incluso ya fueron eliminadas por Netflix tal es el caso de Luke Cage e Iron Fist, todas estas situaciones y el hecho de que aparentemente a Disney le gusta jugar una versión “real-life” del juego de mesa Monopoly, llevan a Netflix a buscar otros caminos, y si su objetivo es seguir ofreciendo series de super héroes, el camino lógico a seguir es recurrir al acérrimo rival de Marvel, DC. A todos los que nos gustan las películas y series de super héroes, sabemos que la compañía del hombre murciélago no ha tenido mucho éxito en la pantalla grande, el fracaso que experimentaron al intentar replicar el modelo de Universo Expandido implementado exitosamente por Marvel, los ha llevado a explorar otras alternativas, y es por eso que la fusión Netflix-DC cobra mucho sentido.

La primer probada que tenemos de esta aparente fusión llegó este pasado Noviembre a nuestras salas en la forma de Titans; si no estás familiarizado con el concepto de Titans, permíteme hablar un poquito de este grupo de justicieros.

Resultado de imagen para titans

Titans esta basado en la serie de cómics de DC llamada Teen Titans o en español Jóvenes Titanes, la cual básicamente relata las aventuras de los “sidekicks” de los héroes principales de DC (Superman, Batman, Aquaman, Flash, Wonder Woman, etc) en algún punto de los 60 y a lo largo de las siguientes décadas a los editores de DC se les ocurrió hacer una especia de Liga de la Justicia pero juvenil, el concepto no es malo, y a pesar de que se han hecho incontables reboots en los cómics, la agrupación juvenil ha gozado de cierta fama especialmente en caricaturas dirigidas a un público más joven, pero que también los chavorucos podemos disfrutar, esto es lo que me imagino, llevó a Netflix a creer que sería buena idea hacer su versión de la agrupación de justicieros, por supuesto, que para poder considerarse como sucesora de series como Daredevil o Jessica Jones, Titans tenía que alejarse de su cara juvenil e incluso infantil para acercarse más al lado oscuro.

Teniendo en cuenta el camino a seguir, Netflix deshecha el “Teen” del título en un afán de sonar un poco más adultos y nos regala escenas de violencia desmedida desde el inicio de la serie. No haré hincapié en la trama, por si no has visto la serie, solamente te diré mi opinión general y ciertos aspectos de la misma, que posiblemente te inclinen a verla o no verla si es que estás en duda de dedicarle 10 horas de tu vida al nuevo proyecto de Netflix-DC.

Como lo menciono al inicio del párrafo anterior, Netflix decide convertir a nuestros ex-jóvenes titanes en justicieros violentos y con problemas existenciales todo esto para darle cierta emoción a la trama y despejar la idea de que estás viendo al Robin de Adam West como protagonista de una serie; en la gran mayoría de los episodios Netflix logra con éxito meterte a la trama y si tienes un poco de conocimiento del background de los personajes (no necesitas ser un experto en cómics) experimentarás un sentido de familiaridad y a veces empatía por los personajes principales y si de plano no sabes absolutamente nada de la historia de los protagonistas antes de esta serie, tampoco estarás en problemas ya que la serie se enfoca en un arco completamente diferente al de los cómics y otras versiones de los titanes. La serie en sí es entretenida, no hubo un momento en el cual la sintiera pesada, lo que si te puedo decir es que en el transcurso de los episodios la trama principal de la primera temporada, no se mueve casi nada, dejándote, cuando miras el capítulo final de temporada una sensación de incertidumbre que no se podría comparar con el clásico cliffhanger con el que suelen acabar las temporadas, y aunque es muy pronto para elogiar o condenar la serie, te puedo decir que como forma de entretenimiento vale la pena y si además de eso, te gustan los cameos, entonces Titans podría ser una buena opción para aventarte uno de esos ya famosos maratones Netflixeros.

Resultado de imagen para titans

Con respecto a los protagonistas, no es objetivo de este blog mencionarte a cada uno de ellos y sus pasados actorales, por lo menos en lo que a mi respecta, no conocía a ni uno, con la excepción del protagonista a quien podrás ubicarlo como hijo de Orlando Bloom en las últimas entregas de la saga Piratas del Caribe, lo que si te puedo mencionar del cast es que no me parece malo, existió cierta polémica con respecto al cast, específicamente en el caso de Starfire y Chico Bestia (dos de los integrantes del equipo justiciero), la polémica alrededor de ellos básicamente consiste en el tema de moda de Hollywood, la “inclusión”, de tal manera que si eres fan de alguno de estos personajes, posiblemente te lleves una pequeña sorpresa, no me malinterpretes, yo estoy completamente de acuerdo con incluir a personajes de todas las razas y credos en la industria del entretenimiento, pero si hay ciertos personajes que ya sea porque eres fan o simplemente porque tienes conocimiento de ellos, te sorprende ver que las interpretaciones de los mismos cambian tanto de como los recuerdas y quieres, debo admitir, que no me pareció la selección de cast para estos dos personajes en cuestión y a la fecha sigo creyendo que pudieron encontrar algo un poco más apegado a como los visualizamos en comics, series y películas previas a la versión de Netflix, si el tema es la inclusión, se pueden buscar otras alternativas incluso “inventar” nuevos personajes, de esa forma respetas al personaje original y cumples con tu objetivo de ser inclusivo en tu producción, sin embargo, y tratando de separar un poco los recuerdos de estos personajes, las actuaciones de ambos integrantes del cast no son para nada malas, por lo que puedes sobrellevar el hecho de que te los hayan cambiado tanto.

La serie contiene todo lo que una buena serie debe de tener, acción, drama y está aderezada con uno que otro cameo que los fanes de DC seguro apreciarán. En conclusión si tu limitante para ver la serie era la de si se le iba a ser justicia a la agrupación juvenil de super héroes, pierde cuidado, no te arrepentirás de verla.

Anuncios